• FILOSOFÍA
  • Material

Acero vitrificado
KALDEWEI


El material perfecto para un diseño perfecto del cuarto de baño tiene nombre:

Acero vitrificado KALDEWEI

Acero y vidrio – dos materiales naturales absolutamente auténticos, apreciados desde hace siglos y dotado cada uno de ellos con propiedades materiales únicas.

Somos una empresa que transforma desde hace más de 100 años materias primas naturales en hermosos productos atemporales y que piensa en generaciones y lleva la sostenibilidad firmemente anclada en su ADN. Además, nuestro acero vitrificado es el material para productos sanitarios con un futuro más consolidado y, de ese modo, sienta las bases para la construcción sostenible. El acero vitrificado es un material totalmente reciclable y que consta en un 20 % de acero reutilizado. Por ello, lo consecuente es organizar la producción y el transporte de modo que también se ahorren recursos. Así, protegemos el medioambiente y tenemos en cuenta a las generaciones futuras.

Déjese convencer por la exclusiva fórmula del acero vitrificado KALDEWEI. Una fórmula que somos el único fabricante de bañeras del mundo en haber desarrollado y que seguimos produciendo en exclusiva hoy en día. Para ello utilizamos los hornos de fundición de nuestra sede de Ahlen, Alemania.

¿Qué es el acero vitrificado?

El acero vitrificado es una combinación de acero y vidrio, dos materiales naturales auténticos con propiedades únicas. El acero aporta resistencia, capacidad de carga elevada, robustez y maleabilidad. El vidrio, por su parte, ofrece una imagen de lujo y resulta especialmente resistente frente a solicitación química y térmica. Acero robusto y vidrio resistente forman en el acero vitrificado KALDEWEI una combinación inseparable, que reúne las propiedades del material en una simbiosis ideal.

El acero vitrificado es el mejor material para bañeras, platos de ducha y lavabos, ya que resiste toda clase de influencias y mantiene su utilidad, pese a todas las solicitaciones a las que se somete la superficie durante el transcurso de los años.

¿Qué tiene de especial el acero vitrificado KALDEWEI?

El acero vitrificado KALDEWEI es único en su género. Un motivo de la calidad superior del material de nuestros productos recae en la fórmula de vitrificado que hemos desarrollado, única en todo el mundo, y que solo se produce en nuestras instalaciones de Ahlen. Apostamos, a lo largo de toda la cadena de valor añadido, desde la fabricación del esmalte vitrificado y la conformación del acero hasta el ennoblecimiento con acero vitrificado KALDEWEI, por la fabricación exclusiva en el emplazamiento de Ahlen, Alemania. Exportamos nuestras soluciones para baños de alta calidad «Made in Germany» desde Ahlen al resto del mundo. Con el afán de un pionero que va ampliando progresivamente los límites para mejorar todavía más lo que ya es bueno, hemos perfeccionado continuamente durante casi un siglo la fórmula especial y los procedimientos de producción para el acero vitrificado KALDEWEI, los hemos afinado constantemente y los hemos mejorado de forma decisiva. El acero vitrificado KALDEWEI ofrece un valor permanente, que cada día se ve, se percibe y siempre se aprecia como nuevo.

Otro es nuestro valioso acero, motivo de envidia habitual, puesto que presenta una relación perfecta entre todos los componentes. Solo con ambos factores es posible unir acero y vitrificado en una simbiosis perfecta. Se trata de un proceso de ennoblecimiento durante el cual se crean productos para la eternidad: objetos de baño icónicos con superficies inmaculadas y resistencia excepcional.

El acero vitrificado KALDEWEI es el mejor material, el más sostenible y el más resistente para su cuarto de baño. Con el fin de que así siga siendo, desarrollamos de forma continua nuestra fórmula y nuestra tecnología de producción aplicando los conocimientos adquiridos durante décadas. De ese modo, logramos innovaciones pioneras, como recubrimientos especialmente antideslizantes y nuevas e increíbles variantes cromáticas.

Mate o con brillo. En color o en blanco. Con forma de bañera o de plato de ducha. El acero vitrificado KALDEWEI dura toda la vida. Además, se mantiene tan bonito como al principio.

ACERO VITRIFICADO KALDEWEI – UN MATERIAL ÚNICO

30 años de garantía* en nuestros productos para el cuarto de baño

Al estar tan seguros de nuestro material, otorguemos una garantía de 30 años.
Así, podrá disfrutar durante mucho tiempo de los objetos de KALDEWEI para el cuarto de baño, al igual que de la maravillosa sensación de haber escogido bien.

Resistente al calor

Los objetos ardientes o incandescentes no dejan quemaduras o huellas de quemado.

Resistente a arañazos y golpes

Gracias a la simbiosis de las características especiales del acero y el vidrio, el acero vitrificado KALDEWEI es especialmente resistente.

De fácil mantenimiento e higiénico

Las superficies vítreas de acero vitrificado KALDEWEI no permiten que la suciedad o las bacterias se asienten. Por eso, el material es especialmente higiénico y se puede limpiar fácilmente.

RESISTENTE A LOS RAYOS UV

Gracias al acero vitrificado KALDEWEI, único en su género, la superficie de nuestros productos mantiene permanentemente su resistencia a la luz, su color y tono original y no amarillea.

100 % sostenible

Los productos para el baño de acero vitrificado KALDEWEI se componen de vidrio y acero, materias primas naturales 100 % reciclables.

Resistente a los productos químicos

El acero vitrificado KALDEWEI es especialmente resistente a los productos de limpieza domésticos convencionales, a los cosméticos o a los aditivos para el baño.

*según nuestras condiciones de garantía vigentes